en memoria de Gregorio: Mi nieto Goyo

en memoria de Gregorio: Mi nieto Goyo: try { Calendario(‘es’,10, 0); } catch(err) {}

16/03/12

Mi nieto Goyo

Querido Goyo:  Te conocí en la UTE en febrero o marzo de 1973. Tú ya eras un destacado dirigente estudiantil y yo, académico joven de la UTE, venía regresando de hacer un posgrado en Alemania.
Tu primera frase se quedó para siempre en mi memoria. Te retrató por completo como la persona generosa, modesta, íntegra y amistosa que fuiste. Me dijiste: “¿Tú eres Lucho Cifuentes? ¡Yo vengo siendo nieto tuyo!” y me diste un cordial abrazo.  
Sonreí sorprendido y, seguro, con cara de pregunta, puesto que eras sólo 4 años menor que yo. De inmediato te explicaste:
“Lo que pasa es que yo me considero hijo de Pato Soza, quien ha sido mi maestro en lo político y gremial, además de un muy querido amigo, y Pato me ha contado que se considera hijo tuyo, luego… ¡eres mi abuelo!”. Reíste alegremente y volviste a abrazarme.
Y así quedamos, unidos por la sangre etérea de tu generosidad. Conversamos varias veces durante los pocos meses restantes de tu vida, siempre con gran cordialidad, iluminados por esa frecuente, ancha y sincera sonrisa tuya que te abría puertas, mentes y corazones. Confieso que no recuerdo cuándo te vi por última vez, pero debe haber sido el 12 de septiembre en la UTE.  Siga leyendo esta historia de Lucho Cifuentes con Goyo en comentarios.

Tu comentario es parte de nuestro artículo.Gracias.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s