Volantes de la Memoria…un humilde papel lanzado por manos anónimas…

Durante la lucha contra la dictadura chilena el panfleto cumplió un rol fundamental…

Un humilde papel, lanzado por manos anónimas, contribuyó también en el proceso en que much@s participamos para que se produjeran los cambios que Chile necesitaba...

Este trabajo es parte del proyecto colectivo de rescatar nuestra historia…

http://www.youtube.com/watch?v=x0jXRIXcl8g

01/11/2008

Durante la lucha contra la dictadura chilena el panfleto cumplió un rol fundamental…

Un humilde papel, lanzado por manos anónimas, contribuyó también en el proceso en que much@s participamos para que se produjeran los cambios que Chile necesitaba…

Este trabajo es parte del proyecto colectivo de rescatar nuestra historia…

Te invitamos a visitar: El Bucanero Fantasma:http://elbucanerofantasma.blogspot.com

Imágenes de Ciudades: http://imagenesdeciudades.blogspot.com

y Viento del Sur: http://vientodelsur.ch

Relacionado

Estudio realizado por Francisca Valdebenito y publicado por Ocho Libro Editores.

https://www.facebook.com/TintaPapelIngenio

http://www.flickr.com/photos/ocholibros/5354925025/in/set-72157625824166284/lightbox/

La Poesía de Mis compañeros II.- “BALADA DE LA CÁRCEL DE ALTA SEGURIDAD”

EXITOSA PRESENTACIÓN DEL LIBRO
BALADA DE LA CÁRCEL DE ALTA SEGURIDAD”
 
    Cuando se cumplían 27 días de huelga de hambre protagonizada por cuatro presos políticos, ante una concurrencia de casi 500 personas que repletaron el auditorio y el patio de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), se llevó a cabo al atardecer del jueves 9 de junio la presentación del libro de poesías Balada de la Cárcel de Alta Seguridad, escrito por los prisioneros políticos Claudio Melgarejo, Julio Peña, Hardy Peña, René Salfate y Pablo Vargas. Esta obra fue el producto de una iniciativa surgida en el Colectivo por la Libertad de los Presos Políticos, del esforzado trabajo de sus autores y de la colaboración de muchas personas anónimas en Chile y el extranjero.
    Abrió el acto el grupo de percusión Dinbayalú, que interpretó música africana de la cultura mandingue. Luego hicieron uso de la palabra el ex preso político Pedro Rosas Aravena, quien condujo el evento, Renard Betancourt (compilador y editor del libro junto a Patricia Guillén) en representación del Colectivo por la Libertad de los Presos Políticos, la abogada de Derechos Humanos Carmen Hertz, Monseñor Alfonso Baeza, Vicario de la Pastoral Social de la Iglesia Católica y Tomás Hirsh, dirigente del Partido Humanista y candidato presidencial del pacto Juntos Podemos.
    Renard Betancourt pronunció un hermoso discurso utilizando la metáfora del “viento blanco” neoliberal para referirse a un sistema que oprime y que mata a jóvenes conscriptos de la clase popular y a los luchadores sociales de ese mismo sector social (ver texto adjunto).
    Carmen Hertz centró su intervención en los pactos de gobernabilidad entre la Derecha y la Concertación, ante lo cual jóvenes luchadores sociales -como los que han pasado por estos años por las prisiones de Alta Seguridad- continuaron el combate que habían iniciado durante la dictadura. La abogada trazó una línea de continuidad entre su acción en los años 80, los 90 y la actualidad, recalcando el carácter de luchadores sociales de los actuales presos políticos y su pertenencia al movimiento popular.
    Monseñor Baeza recordó sus experiencias junto a los presos políticos y destacó la positiva impresión que la entereza moral de estos hombres causó al Cardenal Errázuriz cuando los visitó hace algún tiempo en la Cárcel de Alta Seguridad de Santiago.
    Tomás Hirsh se interrogó acerca del carácter de la “democracia” existente actualmente en Chile, que mantiene encarcelados a los autores de un libro poético por haber luchado contra el sistema que sume en la pobreza y la marginación a la mayoría de los habitantes del país. Y se comprometió a utilizar su candidatura presidencial como una tribuna para exigir su libertad.
    Además de estas intervenciones, se escucharon mensajes grabados por los presos políticos de la Cárcel de Alta Seguridad de Santiago, se leyó un texto enviado por Fedor Sánchez, preso político recluido en el Penal de Colina II quien también se encuentra en huelga de hambre, y se dieron a conocer los saludos de apoyo de la Agrupación de Familiares de Ejecutados Políticos y del Comité Memoria y Justicia integrado por chilenos residentes en Ginebra, Suiza (ver texto adjunto). Y espontáneamente una pobladora arengó al público para instarlo a participar en las movilizaciones callejeras que continuarán realizándose hasta lograr la libertad de todos los prisioneros políticos.
    El grupo Amuleto musicalizó algunos de los poemas del libro, como primer paso para la producción de un disco que incluirá otros textos del mismo volumen.
    Es digno de destacar que esta iniciativa ha concitado -de manera más clara que en otras ocasiones- la convergencia del movimiento de Derechos Humanos bajo la dictadura y el movimiento por los Derechos Humanos en las condiciones del actual régimen político, convergencia expresada en las personas y organizaciones mencionadas, lo que constituye un notable hecho político del cual nuestro Colectivo se congratula por el aporte que ha hecho para que esto se produjera.
    El acto fue cerrado por un vibrante llamamiento de Pedro Rosas a continuar el combate por la libertad de los presos políticos incluyendo a los presos mapuches.
    Los asistentes disfrutaron de un buen vino navegado ofrecido por el Kolectivo de Reflexión y Acción Ciudadana (Kryac) y compraron numerosos ejemplares del libro.
    Esta masiva reunión de ciudadanos dignos y críticos reafirma nuestra convicción de continuar la acción por poner término a la prisión política en Chile.
 
 
COLECTIVO POR LA LIBERTAD DE LOS PRESOS POLÍTICOS
 
Santiago, 10 de junio de 2005


INTERVENCIÓN DE RENARD BETANCOURT A NOMBRE DEL COLECTIVO POR LA LIBERTAD DE LOS PRESOS POLÍTICOS

 

POESÍA, LENGUAJE DE FUTURO; UN LENGUAJE LIBERTARIO.

                      Los convocantes a este acto hemos sido temerarios al levantar como lema el de:Poesía, Lenguaje de Futuro; un Lenguaje Libertario.

             Pero no es casual que estemos aquí para echar al mar de la vida una nave cargada de poesía, y poesía, además, escrita por compañeros prisioneros políticos.

             Lo que ocurre es que la poesía no transige; lo que ocurre es que la poesía es lo más contrario a la cobardía en un mundo donde el poder y la ambición de poseer parecieran dictar la norma.

             Lo que ocurre compañeras y compañeros es que la poesía no se resigna ante la tormenta de viento blanco soplada por el neoliberalismo. Viento blanco que no sólo se levanta en la cordillera y en el extremo austral del territorio, sino también aquí en el llano del mundo. 

            Y no es casual que, de pronto, no podamos vernos las manos, los ojos ni el corazón en medio de la borrasca. 

             Esta tormenta de viento blanco que no sólo hunde en la nieve a un pelotón de soldados conscriptos dejando al desnudo el carácter ferozmente clasista de la sociedad en la cual hacemos nuestras vidas, sino también viento blanco neoliberal que no permite a la mayoría de los ciudadanos del país ver el drama que significa la persistencia de la prisión política.

             Entonces, hoy estamos aquí, primero, para exigir la libertad de quienes durante 14 años han sufrido prisión y castigo y cuando en este preciso momento 4 de ellos llevan ya 26 días en huelga de hambre para colocar en el ojo del país esta situación medieval.

             En segundo término, estamos aquí para reivindicar la poesía como un lenguaje libertario en la historia de la humanidad; lenguaje donde se aúnan la belleza de la existencia y, a la vez, su drama cuando mujeres y hombres son empujados a situaciones límite por el imperio de un sistema de vida que conlleva injusticias sociales flagrantes, marginación, miseria y represión. 

            Y, en tercer lugar, estamos aquí por una razón de esperanza.

 Es decir, porque estamos seguros que es posible conquistar para el futuro una sociedad mejor, una sociedad donde el hombre deje de ser el lobo del hombre, y donde podamos construir libre y democráticamente una sociedad justa que dé igualdad de derechos a todos y a cada uno de sus miembros.

             En síntesis, estamos aquí, compañeras y compañeros, por razones urgentes e impostergables y, además, para probar materialmente que es posible mancomunar esfuerzos y voluntades más acá del afán de lucro y poder.

             Este libro (Balada de la Cárcel de Alta Seguridad) es el resultado no sólo de la energía y talento de los compañeros presos políticos en la CAS, sino también del esfuerzo y del talento de muchas personas “más de las que sabemos”, colectivos, organizaciones sociales, editorial LOM, y muchos más, y en este libro está también el esfuerzo libertario y mancomunado de muchas y muchos compañeros y compañeras internacionalistas; compañeras y compañeros de Uruguay, de Suiza, de Canadá, de Francia, y de otros puntos del globo.

             Y este libro es ahora la prueba viva de que cuando se trata de una causa justa, digna, limpia y clara, no hay viento blanco ni tormenta de nieve neoliberal que pueda hundirla en el olvido y en el silencio.

             Compañeras y compañeros, este libro es un mensaje poético de libertad, y el destino de este mensaje está ahora en vuestras manos.

 Este mensaje debe correr de boca en boca y de mano en mano hasta conseguir el aporte para el que fue concebido: contribuir como un grano de arena al arenal de las voces que en este país y en el mundo exigen poner fin a la prisión política en Chile.

             Muchas gracias.

             Colectivo por la Libertad de los Presos Políticos en Chile

 

Santiago, 9 de junio de 2005

 


Saludo del Comité Memoria y Justicia

 Queridos Compañeros :

Hay un poema-canción de un poeta español muerto en exilio que dice  ”… ahora que la justicia vale menos que el orín de los perros ” …

 

¿ Y… como no pensar que esto, no es algo que se decía hace muchos años allá en España, sino lo que sucede hoy en nuestro país, en esto que algunos todavía llaman patria ?

 

Hoy, mientras nuestros compañeros entregan su salud y sus fuerzas por luchar por una justicia que merezca la dignidad de llamarse así, hoy, cuando somos el escarnio y la vergüenza del mundo, por lo que deciden y por lo que no deciden algunos jueces, hoy, desde las lejanas tierras del exilio, queremos estar con ustedes, estamos con ustedes, estamos del brazo de los que en la cárcel luchan por ellos, por nosotros, por los que vendrán.

 

Con diferencia de algunas horas solamente, aquí en Ginebra, Suiza, se llevará a cabo una ceremonia por el lanzamiento del libro escrito en la Cárcel. Es decir que estaremos en otra cara del mundo, mirando, como ustedes, con ustedes, hacia un futuro menos infame, un futuro en que nuestros compañeros puedan tener en sus brazos a sus seres queridos, y caminar con esa serenidad que les dará por siempre en sus vidas , la tranquilidad de saber que lucharon por la libertad. Por la razón, y contra la fuerza. La fuerza bruta y absurda.

 

Porque creemos que los vamos a liberar, que las fuerzas de ”la bestia inmunda” no pueden nada contra la solidaridad y el coraje de aquellos hombres que son ”indispensables en la historia ”. Por eso esta tarde estamos con ustedes.

 

Y mañana estaremos acá, en Suiza, con otros amigos del pueblo chileno que vendrán a entregar su presencia y su compromiso con ustedes y con los que hoy están aun en las cárceles de esta extraña democracia chilena…

 

Les deseamos grandes éxitos, y la satisfacción de saber que luchan por algo digno, respetable, hermoso : la libertad, esa locura por la que han caído tantos y tan valiosos hermanos, y por la que vale aun la pena vivir.

 

Reciban compañeros, un abrazo y el calor de nuestra amistad .

 

 

Comité Memoria y Justicia

 

Ginebra, Suiza.  9 de Junio 2005

 

LA POESÍA DE MIS COMPAÑEROS… CUARENTA AÑOS DESPUÉS…Renard Betancourt M.

40 años …

 
CUARENTA AÑOS DESPUÉS…
 
Tan caídos pero cayendo y sin terminar nunca
de caer.
 
Matías, Feliciano, Diana, Lumi,
 
Cayendo,
cruzando la línea esa del fuego
la última línea del tiempo
el paso largo
donde la eternidad no desespera
 
Martín, Catú, Alfonso, Cucho,
 
Cayendo
yéndose hacia lo otro
empujados por la soldadesca chilena
patriotas de la única patria: el poder, los poderosos.
 
Compañeras, compañeros.
han pasado 40 años y es poco lo conseguido,
prácticamente nada…, uno que otro ladrillo invisible
 
Miguel, Bautista, Denrio, Jécar
 
Cayendo acribillados
en ese tiempo que vuelve y se va y vuelve
en esa herida que sigue siendo capaz de traspasar
la niebla
y los trae a ustedes y los deja aquí mirándonos
suavemente mirándonos
suavemente convocándonos
casi en un susurro
 
Ustedes nuestros caídos
Compañeras compañeros
 
Cayendo una y otra vez…
 
Dagoberto, Malo, José, Ratier, Edgardo
Coño Aguilar, Bordáz, Chico Pérez,
 
Compañera, compañero.
 
¿Y qué hemos hecho nosotros?
 
Girar en torno de este mundo
como leones enjaulados
hacer uno que otro aspaviento
gritar de vez en cuando
mirarnos en el espejo del pasado
 
Y sobrevivir…
qué triste
simplemente sobrevivir
 
Y de pronto intentar
ir hacia los bosques del ayer
y hurgar en la tierra quemada y arrasada
y dar a veces con el barretín de ese tiempo ardiente
y desenterrar una que otra arma
oxidada o no
 
Por ejemplo el arma de la ira
el arma de los sueños
el arma del final de la espera
el arma de la impaciencia
 
Por ejemplo la fotografía de un compañero cayendo…
o de una compañera cayendo…
 
Eso hemos hecho a veces
y tejer una red
o destejer una red
una red invisible
una suerte de telaraña
bien digo
 
Carlos, Enrique, Gonzalo,
Juana
 
Pero sobre todo ahora son los jóvenes otra vez
así como ustedes
jóvenes
jóvenes de manos limpias
 
Compañeras  compañeros
 
Luciano, Pepe, Fernando, Marcela
 
Han pasado estos años     cuarenta años
volando
y no hemos hecho revolución alguna
 
En cambio el poder avasalló
y continúa su tarea
y no hemos puesto freno
 
Claro, no es cuestión de solo querer
frenar el aluvión del capital
 
Han pasado estos años
cuarenta años
mal digo
 
Y ustedes han seguido cayendo
una y otra vez
cayendo y cayendo
 
Cruzando del otro lado
empujados por los héroes de la patria
la soldadesca chilena
y los civiles poderosos
y los civiles también no tan poderosos
y los serviles sin ningún poder…
 
Pedro, Juan, María, Helena, compañera
compañero
 
Cayendo
 
Pero hay una gota de aliento
eso al menos podemos mostrar
una gota de aliento
un aliento leve al principio
viene del pueblo llano
del pueblo cansado
hastiado     sufrido pueblo
vapuleado
pueblo
 
Y de los jóvenes
viene el aliento tal
 
Primero solo eso: un aliento.
un aliento similar al aleteo de la mariposa
Entonces más bien un leve aleteo de mariposa
aleteo leve que ha adquirido una cierta constancia
sobre el invierno largo en que nos ha maniatado
el poder…
  
Eso sí podemos mostrar
un leve comienzo de algo
no diremos un camino
ni siquiera una brecha
y este aleteo no es un invento nuestro
no es un invento de nadie en particular
 
Se trata sencillamente
de un aliento
 
El primero
un soplido desde el fondo del alma
Humana
 
Pero de fondo se escucha a veces
Tarde, casi en la madrugada,
el sonido
grave
duro
intransigente
violento
verdadero
del mañana
donde la verdad desentierra todas las armas
 
Compañera compañero
 
Del mañana en que ustedes no seguirán cayendo
ni una ni dos ni tantas veces
ni nadie ya caerá
 
Sino que todo será un alzamiento
Aquí
Allá
Mundial
 
Llevará aún un tiempo
sin embargo
unos tantos años
quizás décadas
lustros y décadas
O siglos
pero qué es el tiempo
un rodeo
un círculo
 
Pero entonces ya tenemos algo concreto
por hacer
sumar nuestro suspiro
nuestro aliento
Pero para entonces
nadie
nadie
estará cayendo
sino el poder y los poderosos.
 
Digo bien
se escucha
el aliento   el aleteo
un suspiro radical del alma humana 
buscando su liberación.
 
Renard Betancourt M.
 
Relacionado
“… estamos aquí para reivindicar la poesía como un lenguaje libertario en la historia de la humanidad; lenguaje donde se aúnan la belleza de la existencia y, a la vez, su drama cuando mujeres y hombres son empujados a situaciones límite por el imperio de un sistema de vida que conlleva injusticias sociales flagrantes, marginación, miseria y represión.” Renard Betancourt, 2005.
 

MENORES AFECTADOS POR LA DICTADURA. Identificaron a hijo de chilenos secuestrados durante dictadura en Argentina

Identificaron a hijo de chilenos secuestrados durante dictadura en Argentina

07 de agosto, 2013
 
 

El matrimonio de chilenos fue secuestrado en 1975 en un hotel de Buenos Aires.

 

La organización argentina de derechos humanos “Abuelas de Plaza de Mayo” anunció la restitución de la identidad a Pablo Germán Athanasiu Laschan, hijo de una pareja de chilenos desaparecidos y entregado en adopción durante la dictadura militar argentina. En entrevista con CNN Chile Buscarita Roa, miembro de la organización las Abuelas de la Plaza de Mayo.

Roa manifestó que los padres, del aquel entonces menor “eran chilenos y al parecer militantes del MIR según lo que se sabe” quienes posteriormente “estaban en un centro clandestino y fueron torturados” donde fueron asesinados. Luego del deceso de sus padres él “fue entregado a un integrante de las Fuerzas Armadas para que lo criaran” indicó la miembro de la Abuelas de Mayo.

En cuanto a la búsqueda que realizó esta organización, la cual se dedica a buscar a aquellos niños que fueron secuestrados junto a sus padres en la dictadura militar, Buscarita Roa también sostuvo que lo buscaron, y cuando lo hallaron ratificaron la información realizando un examen de ADN, el cual arrojó un 99,9% de acierto con los antecedentes, y la sangre que tenían en el banco de sangre de la institución.

“Él sabía que era hijo de detenidos desaparecidos” agregó Roa, puesto que ya se habían contactado con él miembros de la organización. Además agregó que el niño, en ese entonces, fue entregado a un miembro de las Fuerzas Armadas de Argentina para que lo criaran.